Cambiamos todos los fondos de nuestros ordenadores de nuestra empresa de autocares

Cambiamos todos los fondos de nuestros ordenadores de nuestra empresa de autocares

En estas fechas tan señaladas hemos querido darles a nuestros empleados una cesta de navidad, pero no ha sido una cesta como otra cualquiera ha sido una cesta virtual…

En un principio mostramos una de las cestas bajo un árbol y le sacamos una fotografía de lo más resultona, a continuación, las pusimos de fondo de escritorio en todos los ordenadores de nuestros trabajadores y les dejamos un sobre con una notita que rezaba, “Ahí está tu cesta de navidad, que la disfrutes”

Los más aventurados se acercaron al despacho del jefe con un cabreo monumental, pero tras la inocentada inicial recibieron su cesta real, por lo que pedían sus correspondientes disculpan y salían con las orejas más gachas que jamás habríamos imaginado, otros, por el contrario, se lo tomaron con autentico humor, sustituyendo la cesta por fotografías de cestas vacías o de embutidos, simulando que las habían recogido o ya se las estaban comiendo, por supuesto todos recogieron su cesta al final del día, algunos as felices que otros, pero todos satisfechos con su merecido premio navideño.

Y es que el buen humor es algo que no debemos olvidar nunca, ni en navidad.


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *